Próxima quedada: 18 de diciembre (en principio)

domingo, 15 de diciembre de 2013

Ecos de la juntada de diciembre

El sábado, día 14,  se celebró la juntada correspondiente al mes de diciembre de 2013.
Asistieron: Marian y Juan, Julia y Toni (Incahuasi),  María José y Pepe, Enrique y también Geni y el que esto suscribe.

La verdad es que empezamos viendo el partido Barça-Villareal (Al parecer, hay algunos barcelonistas confesos entre los miembros del Ayllu) Eso hizo que antes de la cena prácticamente no tocáramos nada.

La cena... en la línea habitual, pero con más mejillones (a la vinagreta, grandes y buenos. Quizá con un exceso de vinagre, para mi gusto) Algunos de las conchas no estaban suficientemente limpias de balanos y otros bichos de esos que se pegan a los mejillones.
Por lo demás, las infaltables patatas tres salsas, los chipirones afogaos, las croquetas (excelentes) y la morcilla de Matachana  Digo... de León, como nos corrigió el camarero. La verdad es que no está demasiado buena. Está como sosa, le falta algo...

Después de la cena (...de la panza sale la danza) fueron surgiendo cantos e instrumentales.
La nómina de los musiqueros no era muy amplia, así que una vez más, hicimos cuanto pudimos. Algunas interpretaciones de temas argentinos, algunos instrumentales y muchos, muchos ensayos y medios temas.

Pero faltaba por llegar la estrella de la noche. Desde las profundidades de su iPad, Pepe sacó la letra de la canción de la noche: "Mi perrita pequinesa", que algunos de los asistentes conocían, pero para otros resultó una absoluta revelación. No se puede incluir entre las "canciones obscenas y procaces", pero sí es una canción pícara, muy conocida y festejada, al parecer, por los niños de generaciones anteriores, aquellos niños que éramos más pícaros y menos perversos que los de ahora.
Tenemos que poner una grabación de esta canción. Mola mucho....

A última hora de la noche, quizá influenciados por la sangre de Baco, se empezaron a escuchar temas ajenos a los habituales en las quedadas. Hasta alguna asturianada llegó a sonar ("En toda la quintana", y otras)
Hubo quien amenazó con no volver a las quedadas si persitíamos en esa actitud...

Algunas canciones más tarde nos fuimos rindiendo y desfilamos a eso de la una y media.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada