Próxima quedada: 18 de diciembre (en principio)

viernes, 22 de abril de 2016

LOS INCAS EN CONCIERTO EL 16 DE MAYO



¡Qué ganas de ir a este concierto!

16 comentarios:

  1. Pues sí, ¡una oportunidad excepcional!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si, Chema. A ver si nos vemos allí. Abrazos

      Eliminar
  2. Y allí nos plantamos, entre otros estaba lo más nutrido y selecto del panorama andino asturiano (tanto que no sé muy bien que pintaba yo). A la cabeza de esta afición Moisés, el máximo exponente, es muy difícil alcanzar ese nivel y acompañar a maestros.
    El concierto, bonito, tranquila, la belleza de lo simple y bien encadenado, el "Chelo" de María Elena completaba los huecos (si es que los hubo) en los abisales musicales, su voz, contenida y perfectamente afinada (nunca me pareció fácil cantar con tan sutil acompañamiento) Como dice Pepe (nuestro compresor) por poner un "pero", eché de menos "Caballo de madera".
    Olivier me gustó respecto a hace unos años, lo noté mucho más certero y modulaba muy bien.
    El postre fue la improvisada reunión posterior, las conversaciones, los reencuentros y las risas, para rematar tuve que hacer un viaje a un pueblo, lleno de "villanos", rodeado de buenos amigos.
    Espero que alguien sea capaz de convencer a Moisés a animarse a los "ayllus" (obviamente yo fui inca paz) Se va a arrepentir con nuestras "ejecuciones", perooooooo, y lo bien que lo pasamos, eh, ehhhhh, ehhhhhhhhhh.-

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Fermoso concierto, a fe mía. Yo tampoco sé qué pintaba allí, pero también fui y bien que lo pasé, incluido, desde luego, la copa en "Per Se" (por cierto, un sitio encantador al que me gustó mucho volver).
      Lo que me ocurre ahora es que no sé dónde comentar la jugada pues hay dos líneas abiertas, ésta y la de Cantalicio, que abrió un "eco". Las juntamos o qué, pregunto. ¡Qué lío!

      Eliminar
    2. Ya sabéis que soy lerda absoluta en esta ciencia-ficción de lo virtual, pero si la opinión de Eladio puede mezese con les o tres, creo que debería facese.

      Eliminar
  3. Copiar y pegar, Ctrl C + Ctrl V, jejejeje

    ResponderEliminar
  4. martes, 17 de mayo de 2016
    Ecos del concierto de Los Incas 16 de mayo de 2016
    Ayer, unos cuantos miembros del Ayllu estuvimos en Oviedo presenciando el concierto de Los Incas.
    Yo voy a dejar mis opiniones:
    Jorge está mayor. Lo cual no es de extrañar, porque es un señor mayor. Si debería seguir en los escenarios o no, es opinable. Por una parte está claro que este señor es una Leyenda. Por otra... pues que queda poquito del charanguista que fue.
    El grupo, en su línea: Tanto los temas propios como las versiones de temas conocidos se ocultan tras el velo de ese intimismo rayano en el misticismo que Olivier parece encarnar. Lo más florido... la guitarra de Moisés, el cello de la chica y, tal vez, la barba de Olivier.

    No sé cómo salía el sonido hacia el resto de la sala... es decir, no sé si había amplificación hacia el resto de la la sala. Nosotros estábamos en el escenario, haciendo corro alrededor de los artistas y escuchábamos el acústico. La guitarra de Moisés llegaba con cierta dificultad.
    La guitarra que se oía más era la de Olivier .. y en algún tema (la milonga, por ejemplo) casi mejor que no se hubiera oído...

    La chica, excelente. El cello encaja perfectamente en esta música y ella tocó muy bien. Suyo fue también el mejor momento de la noche, cuando cantó la "tonada del cabestrero" y se llevó los mejores aplausos.

    Queda inaugurado este pantano... digo esta discusión...
    Publicado por cantalicio

    ResponderEliminar
  5. Hablamos de un señor que tiene 88 años y es, efectivamente, una leyenda. Y el que tuvo, retuvo. Yo, desde luego, le alabo el buen gusto al grupo en cuanto a prácticamente todo: desde la disposición de los músicos en el escenario, la mesa redonda donde reposan los instrumentos, el público dispuesto a su alrededor o no (al gusto), el carácter intimista, la dinámica y la belleza de los temas elegidos...en suma, lo dicho, EL BUEN GUSTO, que está haciendo mucha falta, por cierto.
    Si, hubo cosucas: el bombo sonaba raro. Me hizo gracia también lo de la afinación del charango, que corría de tanto en tanto por cuenta de Olivier y no del "jefe".
    Por supuesto, destacar la maravillosa interpretación de Elena Medina, qué bien sonaban su voz y su otro instrumento, el violoncello. Sonó el "Más vale trocar", "Vasija de barro"...
    Y ya para rematar, lo de las copas en el Per Se, que todo hay que decirlo. Todo un placer en vuestra compañía.

    ResponderEliminar
  6. Tuvo coña escuchar de la autorizada voz de Don Jorge aquello de que la afinación de la guitarra y la del charango no tienen nada que ver... bueno... dicen que a veces "también se queda dormido el buen Homero"

    ResponderEliminar
  7. Sobre el sonido desde el patio: Yo estaba en segunda fila y charango, ronroco, violoncelo y demás, se escuchaban perfectamente. En cambio la guitarra de Moisés era inaudible. El bombo al apoyarlo pierde toda su gracia aunque le pongan unas tiras de madera y fieltro. Me sorprendió la magnitud del conservatorio (desde fuera engaña) la acústica es buena. Sobre la interpretación de Jorge... no nos engañemos, llegar a esa edad (si es la que a mi me informaron) y sujetar el instrumento ya "per se" tiene mérito; creo que fue más de una hora de concierto y yo a esa edad dudo que pueda ni aguantar sentado tanto tiempo.
    Era una oportunidad única de ver a todo un mito, los años pasan y pesan, y tenemos esa mala costumbre de encumbrar a la gente cuando ya hacen el viaje por el Sena disfrazados de canarios, personalmente los homenajes los prefiero hacer en vida y la larga ovación al finalizar el concierto es nuestro reconocimiento a una trayectoria musical. No seamos demasiado críticos, que quien nos venga a escuchar puede ser "cruelérrimo", aunque bien es cierto, que nuestro objetivo no es hacerlo ni bien, ni bonito, hacerlo y punto.

    ResponderEliminar
  8. A mi,la verdad,el concierto me sacó del concierto.A poquito de empezar.me llevó a un sitio cómodo, acogedor... donde un abuelo sentado en un sillón de orejeras, se levanta envuelto en un polvillo tibio y dorado,y decide que tiene que emprender un viaje a un sitio muy lejano... camina apoyándose en un bastón, pero la magia le hace sentirse atleta. Cierto es,que además de magia hay droga. ... o veneno,no se,. La magia de la música y el veneno de los escenarios.Eso fue lo que yo vi.El resto,para mi,careció de importancia,virtuosismo? Está grabado! Folklore puro?,no se puede enredar tanto con algo,cuando no se siente en las entrañas y no se conoce más que a uno mismo.cuando el concierto terminó, un carruaje hermoso envuelto en la Paz del Inca y conducido por el Inca Paz,me dejó en mi casa.supongo que el gran abuelo tornó a la suya,con la magia puesta y la necesidad de veneno,ligeramente acontecida.

    ResponderEliminar
  9. Los Incas fueron los que me metieron el gusano de la andina, algo que nunca podré olvidar y que se quedó conmigo para siempre. Lógicamente, la edad no perdona, ni falta que hace. Por física, todo lo que sube tiene que bajar y el señor Jorge Milchberg no será la excepción. Dicho esto, la sensación de estar "en medio" de Los Incas es algo difícil de olvidar. Sin amplificación,, sin volumen agresivo, sin estridencias, sin prisas ... Lo cierto es que disfruté como un enano y agradezco la oportunidad de haberlos oido y visto, en directo y "sin enchufar" a medio metro escaso de mi.
    No tengo más que elogios para el recital y dejo para mi solo las posibles críticas, que no consiguen estropear el punto, casi zen, al que llegué escuchando al que considero, sin menospreciar a nadie, mi grupo andino "de cabecera".
    Tras el concierto, unas copas en compañia de gente (músicos "andinos" en su mayoría) que siente, críticas aparte, lo mismo que yo por esta música. ¿Qué más podría pedir?
    Bueno, puestos a pedir ... que un capitalino me trajera de vuelta a casa, aunque no me diera tiempo a recoger les madreñes que dejé a la entrada, y que los que ahora dicen estar "retirados" se animen a pasarse por las quedadas . Cuantos más seamos, más ruido haremos.
    Salud a todos.

    ResponderEliminar
  10. A mi el lunes me fué imposible asistir, y ya me había ocstado cuadrar la agenda para el martes, así que me lo perdí. Imperdonable por lo que leo. Enhorabuena a los que fuisteis.

    ResponderEliminar
  11. Ya te lo contaremos y cantaremos en la próxima quedada. Estuvo bien el concierto, quizás lo mejor el post concierto.
    ¿Qué tal va Belén?

    ResponderEliminar
  12. Pues ahí "anda" con su escayola. Bie, salvo el aburrimiento de estar parada en casa... Ya le transmito vuestros mimos, je, je, que son terapéuticos.

    ResponderEliminar